Antioxidantes, la eterna juventud. 
No existe ningún otro alimento como las frutas y verduras que posean tantos antioxidantes que transformen tus células en fortalezas contra los radicales libres.
Por eso, toma al día al menos 5 piezas de fruta, verdura o zumo de fruta. 
Las más ricas en antioxidantes son:
1_ Aguacates
2_Las bayas
3_El brécol                         
4_Repollo y todas las coles en general
5_Zanahorias
6_Los cítricos
7_Las uvas
8_Cebollas
9_Las espinacas
10_Los tomates
Hemos cambiado de lugar
Para ver la información
pincha aquí

Celulitis:  M   

Beba jugos naturales de frutas y coma mucha fruta y verduras de estación, en lo posible frescas. También es muy recomendable comer alimentos ricos en fibra para favorecer la distensión humoral.

También para endurecer las carnes y mantenerlas frescas y jóvenes puede hacer una tintura especial para el baño: coloque en un envase de vidrio hojas de rosas rojas hasta la mitad, luego llene el recipiente con vinagre de manzanas de buena calidad. Dejar macerar por 15 días. Cuando lo use agregue un chorro de este preparado en el agua de la bañera y sumérjase por 20 o 30 minutos.

Para cutis normal a seco  M
Prueba la mascarilla de plátano. Bebes molerlo muy bien. Una vez bien limpia la cara, aplica la mascarilla y deja actuar durante unos 20 minutos.

Mascarilla de plátano: M  
Ingredientes: 
Un plátano 
Una cucharada sopera de miel 
Cinco cucharadas soperas de harina de avena 
Esta mascarilla es extremadamente efectiva para hidratar y nutrir la piel. Todos los ingredientes son naturales.
Preparación: Machaca bien el plátano con un tenedor, añádele la miel y la harina de avena y mezcla todo hasta que forme una pasta uniforme. 
Aplicación: Aplica la mezcla en toda la cara, excepto en la zona alrededor de los ojos, y déjala aproximadamente 15 minutos. Quítatela enjuagándote la cara con agua templada. 

Para cutis graso  M  

Mascarilla de Pepino:
El pepino que es un astringente suave y un tónico refrescante. 
Hemos cambiado de lugar
Para ver la información
pincha aquí

Pela el pepino y córtalo en finas rodajas. Limpia tu cara y aplica la máscara 

disponiendo las rodajas de pepino por toda tu cara y cuello evitando la zona de los ojos. 

Deja actuar durante unos 20 minutos.

Mascarilla de Uvas: M  
Aplastar una uva blanca quitándole las semillas pero no la piel. Extender sobre la cara y dejar actuar por lo menos media hora.

Mascarilla de naranja: M   
Ingredientes: 
3 cucharadas de yogur natural 
2 cucharadas de avena 
2 cucharadas de fina ralladura de naranja 
Esta mascarilla es efectiva para el tratamiento de espinillas y piel grasa.
Preparación: Añade la ralladura de naranja y la avena al yogur. Mezcla todo hasta que forme una pasta uniforme 
Aplicación: Aplica la mezcla en toda la cara, excepto en la zona alrededor de los ojos, y déjala aproximadamente 15 minutos. 

Para todo tipo de cutis: M  
Luz y bienestar es lo que proporciona esta mascarilla. Mezcla en un bol 1/ yogurt natural, dos cucharadas soperas de miel, una yema de huevo y unas gotitas de aceite de oliva. Aplica la pasta resultante en la cara limpia evitando el contorno de los ojos, y déjala actuar 20 minutos antes de retirarla con agua templada.

Con Uvas:

Pepitas:
La manía de quitarlas es un error del que hay que prescindir. Aquí precisamente, en las pepitas, es donde se concentra un aceite rico en ácidos grasos esenciales con propiedades suavizantes e hidratantes cuya misión es reforzar la protección de la barrera cutánea.

Piel hidratada y sana: Hemos cambiado de lugar
Para ver la información
pincha aquí

Con medio yogurt natural fresco, recién sacado de la nevera y una docena de uvas blancas haremos una cura antiradicales libres en unos minutos.
Se baten las uvas y el yogurt hasta que se cree una crema.
Se aplica sobre el rostro y se deja actuar durante diez o quince minutos. Luego se retira con agua tibia.
El resultado: un piel más suave, clara e hidratada. Se puede repetir cuantas veces se quiera para reforzar la barrera cutánea y así prevenir la deshidratación.
Además es una fórmula perfecta para combatir los radicales libres e impedir la oxidación celular.

Mascarilla de Fresas: M  
Ingredientes: 
Dos fresas maduras 
Una clara de huevo 
Es la reina de las frutas, por su alto aporte en nutrientes y bajo en calorías. Esta mascarilla co
Hemos cambiado de lugar
Para ver la información
pincha aquí nstituye un estupendo astringente, aclara el cutis, previene las arrugas y blanquea la piel a la vez que suaviza, relaja y da un bonito color al cutis. Preparación: Tritura las dos fresas con un tenedor y mézclalas con la clara de huevo a punto de nieve. 
Aplicación: Extiéndela sobre la cara y déjala actuar media hora. Aclárala con agua tem
plada.

Acondicionador de aguacate: M  
Ingredientes: 
1/2 aguacate, pelado y sin hueso 
1 cucharadita de aceite de oliva 
1 yema de huevo 
Rico en vitaminas A y E, en aceites naturales y proteínas, este es un acondicionador perfecto para todo tipo de cabello. Tiene un efecto tremendamente
nutriente y revitalizante.
Preparación: Coloca todos los ingredientes en un cuenco y mézclalos bien con un tenedor. Bate la mezcla hasta que obtengas una textura ligera y espumosa. 
Aplicación: Aplícala con el pelo recién lavado realizando un suave masaje, concentrándote más en las puntas por ser esta la zona más seca del cabello. Deja que actúe durante 15 minutos y retírala con agua templada.

Limón para unas uñas más fuertes: M  
Si tus uñas están blandas y quebradizas corta un limón en dos y entiérralas en él varias veces exprimiéndolo suavemente. Repite el tratamiento tres veces a la semana como mínimo.

Mascarilla de Melocotón (para las manos y cara): M  
un melocotón
medio yogur natural
una cucharadita de miel 
una cucharadita de aceite de oliva crudo
Aplicación:
Esta es una mascarilla estupenda para recuperar la suavidad de la piel. Además, nos dará un aspecto más saludable y sedoso.
Licua el melocotón con la piel, y después mézclalo muy bien con el yogur, el aceite y la miel, de manera que te quede una crema suave y uniforme.
Hemos cambiado de lugar
Para ver la información
pincha aquí
A continuación aplícate la mezcla sobre piel y deja que actúe unos 20 minutos. Después retírala con agua templada y seca la piel sin frotarla con la toalla, sino dejando que se seque sola. 

Zumo de Granada, suaviza y da frescura al cutis: M  
El resultado de su zumo natural sin diluir se emplea para dar frescura y rejuvenecer la piel del rostro, sobre todo si se trata de un cutis pálido y delicado. Se aplica directamente sobre la cara, extendiéndose suavemente, sin frotar. Sus efectos se notarán a los pocos días de uso. 

Para disimular la couperosis: M  
Preparar una infusión con una cucharada de hojas de parra de uva negra, una de hojas de fumaria y una de hojas de mejorana. Aplicar todos los días.
Contra las arrugas: Cubrirlas con el zumo de la uva y dejar actuar diez minutos.

Infusión de Menta es un astringente fuerte y excelente para limpiar puntos negros. 
Infusión de Ortiga es la aconsejada para una piel cansada.
Infusión de Romero  un excelente tónico para las pieles opacas. 
Infusión de  manzanilla para tonificar los músculos que de tanto uso han causado arrugas (mejillas, contorno de los  ojos) 
Infusión de tomillo se recomienda para la limpieza del acné en general.